noviembre 05, 2020

10k aguas abiertas; la prueba más larga de la natación olímpica

Por @matiasyukich

Hace unos días compartimos una nota con los detalles y características de la prueba más corta de la natación olímpica, los 50 metros libres, donde los competidores tienen que nadar el largo de la piscina de un lado a otra, completando los ganadores el trayecto en menos de 25 segundos. El polo apuesto a esta competencia son los 10k de aguas abiertas, el maratón de la natación olímpica, donde los deportistas están casi 2 horas braceando para conseguir el triunfo.

Aunque las pruebas de largo aliento en la natación llevaban varios años realizándose, no fue hasta el Campeonato Mundial del año 1991 en Perth, Australia, que la Federación Internacional de Natación (FINA), decidió incorporarlo como competencia oficial.

La prueba de “maratón” en la natación se incorporó al calendario de pruebas olímpicas recién en los Juegos de Beejing del año 2008, instancia donde el neerdalandés Maarten Van Der Weijden con 1h51.51 y la rusa Larisa Ilchenko con 1h59.27 obtuvieron la medalla de oro. Por Chile estuvo compitiendo la nadadora Kristel Kobrich, pero no pudo terminarla.

Al ser una prueba de larga duración, extendiéndose por cerca de 2 horas, los competidores pueden recibir ayuda externa como hidratación o alimentación.

En Rio 2016 fue la tercera vez que el “maratón acuático” fue parte de la parrilla de competencias y primera vez que se realizó en mar (en Londres 2012 se realizó en Hyde Park). El ganador fue el holandés Ferry Weertman con 1h52.59 en una estrecha llegada con 8 competidores arribando en menos de 5 segundos. De hecho el triunfador se definió por fotofinish. En damas el oro también fue para Holanda. Sharon Van Rouwendaal triunfó tras 1h56.32.

 


Dejar un comentario

Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.

Liquid error (sections/article-template.liquid line 296): Could not find asset snippets/spurit_dmr_collection_template_snippet.liquid

ÚNETE AL CLUB🏊🚴🏃